OLA POLAR
03/07
La Ciudad duplicó la cantidad de operativos para asistir a personas en situación de calle
Son el doble de operativos de los que se habían realizado el año pasado para este misma fecha, hay al menos 50 móviles recorriendo las calles para entregarle comida, ropa y elementos de higiene a quienes se encuentran sin techo.
En el marco de la ola polar que azota a la Ciudad de Buenos Aires, el Gobierno porteño duplicó la cantidad de operativos extraordinarios del programa “Operativo Frío”, en el que más de 50 móviles recorren las calles para asistir a personas en situación de calle, asegurando que tengan comida caliente, ropa de abrigo, insumos de prevención Covid 19 y la posibilidad de alojarse en los Centros de Inclusión Social. 

Es así que en lo que va del año se realizaron nueve de estos operativos, mientras que en 2020 habían sido cuatro para la misma fecha. Es que durante las noches con cinco grados o menos, el Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat, junto a otras áreas de gobierno, ponen en marcha operativos especiales para reforzar la capacidad de respuesta habitual del equipo Buenos Aires Presente (BAP), con el objetivo de ir al encuentro y asistir a las personas que se encuentran en situación de calle.

En ese sentido la ministra de Desarrollo Humano, María Migliore, afirmó que “este invierno es más crudo que el anterior y por eso atender la emergencia con calidad es fundamental. En ese sentido, enfatizamos la necesidad de que cuando alguien vea a una persona en situación de calle, llame al 108, que es el primer paso de nuestro abordaje” e indicó que “los operativos extraordinarios, suman recursos para abordar la emergencia”. 

Mientras que el subsecretario de Asistencia y Cuidado Inmediato, Maximiliano Corach, manifestó que “desde el año pasado, por la pandemia tomamos varias decisiones con respecto a nuestra política que nos permitió diferentes abordajes” y remarcó que “en el caso de las personas que acceden a ir a los Centros de Inclusión, pudimos ampliar la dedicación, acompañar la reconstrucción de su proyecto de vida y ayudarlos en su reinserción social o revinculación familiar”. 

“Para aquellas personas que no acceden a esta solución, los días más fríos reforzamos el operativo para asegurar que cuentan con alimentos y ropa de abrigo que de alguna manera puedan mitigar el efecto de las bajas temperaturas”, finalizó Corach.

El objetivo principal del abordaje es que las personas no duerman en la calle. Para ello, el Gobierno porteño dispone de una red de 34 Centros de Inclusión Social abiertos 24 horas, los 7 días de la semana. En caso de aceptar esta opción, por el contexto de pandemia, las personas deben ingresar de manera preventiva a un centro de aislamiento por el plazo de 10 días.

La actividad del “Operativo Frío” comienza en la Ciudad cada 1 de junio. Hasta el día de hoy, se llevan entregadas 9.720 viandas calientes y una cantidad similar de viandas secas calóricas. También se repartieron más de 10.000 frazadas y kits de invierno además de unas 8.500 botellas de agua. En ese tiempo, se activó el operativo extraordinario en 10 ocasiones, lo que implica un despliegue de móviles mayor, la incorporación de voluntarios de otras áreas de gobierno y más cantidad de insumos.

También desde que comenzaron los días de mayor frío, 82 personas aceptaron dejar la calle y pasar a un Centro de Inclusión, primero en aislamiento y luego incorporándose a la red de dispositivos.