POLEMICA
12/10
El arco político de la Ciudad exigió la renuncia de Aníbal Fernández por las amenazas a Nik
Diputados nacionales, legisladores porteños y candidatos aseguraron que los dichos del ministro de Seguridad de la Nación son “de una enorme gravedad institucional” y consideraron que se trata de un “abuso de poder de funcionarios que asumen que pueden violar la ley”.
El arco político de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires estalló contra el ministro de Seguridad de la Nación, Aníbal Fernández, luego de que este amenazara al historietista Nik al difundir públicamente el colegio al que asisten sus hijas menores. Además exigieron que el funcionario renuncie a su cargo. 

El conflicto comenzó cuando el ministro salió a responder un tweet de Nik que advertía que “regalar heladeras, garrafas, viajes de egresados, planes, platita, lo que sea, lo que venga. Qué triste no escuchar nunca la palabra trabajo, esfuerzo, futuro, porvenir. Los va a volver a derrotar la dignidad del pueblo”. Por lo que Fernández no dudó y lanzó: “muchas escuelas y colegios de la CABA reciben subsidios del estado y está bien. Por ejemplo la escuela/colegio ORT. ¿La conoces? Sí que la conoces… ¿O querés que te haga un dibujito? Excelente escuela lo garantizo. Repito… ¿Lo conoces?”. 

Por lo que el artista afirmó que “el ministro de Seguridad me dedica un tweet persecutorio con una amenaza ‘velada’ dando a entender que conoce el colegio al que van mis hijas menores. El ministro que debe dar ‘seguridad’ a todos los argentinos acosa al que piensa distinto. Tengo miedo”. 

Ante esta situación, diputados nacionales, legisladores porteños y candidatos de las diversas fuerzas políticas salieron a apoyar a Nik. En ese sentido, la candidata a diputada nacional por Juntos por el Cambio, María Eugenia Vidal, planteó que “el ministro de Seguridad de la Nación, Aníbal Fernández, como respuesta a una crítica de Nik le avisa que sabe a qué escuela van sus hijos. Con los chicos no. Volvieron peores”. 

Mientras que el candidato por JxC Ricardo López Murphy opinó que “el mensaje del ministro de Seguridad de la Nación es de una enorme gravedad institucional. Utiliza información personal de un ciudadano para amenazarlo por su opinión política. Una respuesta intimidante y antisemita, del funcionario que debería cuidar a los argentinos”. En ese mismo sentido, Sabrina Ajmechet aseveró que “no entendieron ni un poco el mensaje de las urnas. Un ministro amenazando y patoteando: un funcionario que tiene que velar por la seguridad de todos metiéndose con los hijos de un ciudadano. Es inadmisible. Aníbal Fernández debería renunciar”. 

Por su parte la diputada nacional de la Coalición Cívica Paula Oliveto Lago manifestó que “tenemos un ministro de Seguridad que amenaza por Twitter a un ciudadano. Todo muy normal en un país donde la patota y el insulto son usados por el Gobierno para amedrentar al que piensa distinto. El presidente y Cristina son responsables de este violento. Mi solidaridad con Nik”.

En tanto el diputado de ese mismo espacio Maximiliano Ferraro repudió “el mensaje mafioso del Ministro de Seguridad, Aníbal Fernández. Grave e inadmisible. Mi solidaridad con Nik”; mientras que Mariana Zuvic aseguró que “no podemos tolerar que el mafioso en decadencia de Aníbal Fernández continué como Ministro de Seguridad. Renuncia Anibal”. 
A su turno, la diputada de la UCR Carla Carrizo consideró que “la fiesta de Olivos no fue una excepción. Hoy pasa con el Ministro de Seguridad lo que en 2020 pasó a nivel micro en muchas provincias del país sin la visibilidad del tuit de Nick. El abuso de poder de funcionarios que asumen que pueden violar la ley. Lamentable”. 

Por su parte el jefe del bloque de Vamos Juntos en la Legislatura porteña, Diego García Vilas, indicó que “la velada amenaza de Aníbal Fernández a Nick y su familia es inaceptable en democracia. Un ministro de Seguridad, a cargo de la Policía Federal, hostiga a un ciudadano que piensa distinto”; mientras que el legislador porteño Hernán Reyes precisó que es un “mensaje mafioso del ministro Aníbal Fernández. ¡Repudio total! ¿A esto también le dicen sÍ?”. 

Sobre esa misma línea, el radical porteño Martín Ocampo también se sumó a la oleada de apoyos al humorista. “Mi repudio a la amenaza sufrida por Nik por parte de quienes tienen la  obligación de velar por su seguridad, en lugar de ponerla en riesgo infringiendo miedo”, aseveró. 

Al mismo tiempo que el legislador del GEN, Sergio Abrevaya, expresó su “solidaridad con Nik y la escuela Ort. ¿Qué hicimos para tener un ministro de Seguridad como Aníbal Fernández, que amenaza a la gente que se opone cual mafioso que  da a entender que sabe a qué escuela van los hijos de quien sea?”. 

Finalmente, el candidato a legislador porteño por el FIT-Unidad, Gabriel Solano, sentenció que “Aníbal Fernández como Ministro de Seguridad es un peligro para la seguridad ciudadana. Usar al poder del estado para perseguir ciudadanos debe ser rechazado sin miramientos”.