OBRAS PUBLICAS
13/10
El Gobierno porteño lanzó la segunda etapa del Metrobus del Bajo
Lo anunció el jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, y tendrá 1,9 km de largo en el tramo comprendido entre las avenidas Paseo Colón, Independencia y Almirante Brown, y Wenceslao Villafañe.
A pesar de que con anterioridad había asegurado que no habría nuevas obras en la Ciudad mientras rigiera la pandemia, el jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, anunció que comenzará la segunda etapa de las obras del Metrobus del Bajo y se extenderá a lo largo de 1,9 km en el tramo comprendido entre las avenidas Paseo Colón, Independencia y Almirante Brown, y Wenceslao Villafañe.

Según informó el alcalde serán19 las líneas alcanzadas por el Metrobus y permitirá revalorizar los barrios de Retiro, San Nicolás, Puerto Madero, Monserrat, San Telmo y La Boca. Este será el noveno Metrobus que se desarrolla en el distrito capitalino y permitirá que los vecinos ahorren 30% del tiempo de su viaje. 

Una vez finalizada la obra, el corredor del Bajo en su totalidad tendrá 4,8 km, y se extenderá desde av. Leandro N. Alem y San Martín hasta av. Almirante Brown y Wenceslao Villafañe. Será utilizado por 35 líneas en total: 30 en la Etapa I y 19 en la Etapa II.

El Metrobus Del Bajo Etapa I, se extiende sobre las avenidas Leandro N. Alem y Paseo Colón. Inaugurado en junio de 2017, ordenó dos de las vías principales más emblemáticas de la zona central y sur de Buenos Aires, mejorando la conexión entre el Centro de Trasbordo Retiro, el Área Central de la Ciudad y los barrios que pertenecen al Casco Histórico y La Boca.

Cabe recordar que una de las características centrales de la segunda etapa del proyecto tiene que ver con continuar jerarquizando y priorizando el paisaje de la zona. Para ello, ya en la primera etapa de Metrobus Del Bajo se diseñaron paradores especiales, que en la mayoría de los casos, se adaptan a los árboles que se ubican en la traza privilegiando el arbolado característico de las dos avenidas involucradas.

La traza que se incorpora a la red contará más vegetación tanto en paradores como en veredas; y se sumarán 28% más de árboles respecto a lo existente. En este entorno el relevamiento del paisaje condiciona la implantación del proyecto vial. Por eso, para la colocación de paradores se realizó un relevamiento exhaustivo de las especies arbóreas, con replanteo de inclinaciones de los troncos más comprometidos, ramas principales y raíces expuestas.