POLEMICA
02-12-2021

Por los convenios urbanísticos, cientos de porteños se movilizaron a la Legislatura

Militantes del FdT, FIT, colectivos de vecinos y organizaciones ambientalistas denunciaron “la entrega de tierras de la Ciudad” y volvieron a pedir que se construyan parques públicos en lugar de torres.

Por los convenios urbanísticos, cientos de porteños se movilizaron a la Legislatura - Revista Que

En el marco de la sesión en la que se habilitará habilitan la privatización definitiva de Costa Salguero y Punta Carrasco, la entrega a IRSA de los terrenos de Costanera Sur junto con 11 proyectos inmobiliarios para construir torres, cientos de militantes, vecinos y colectivos ambientalistas se reunieron en Diagonal Sur y Perú para expresar su rechazo a esas iniciativas. 

Desde el Frente de Todos (FdT) comenzaron con las intervenciones horas antes de la sesión de este jueves, dado a que en las ventanas del palacio legislativo se colgaron carteles con estética de inmobiliaria y la leyenda “Zona PRO. Se vende. Larreta remata la Ciudad”. Además volvieron a expresar su rechazo “a los mega negocios inmobiliarios que quiere aprobar el oficialismo porteño”. 

Mientras tanto el legislador electo por el Frente de Izquierda – Unidad (FIT-U), Gabriel Solano, afirmó que el oficialismo porteño “quiere darle aprobación definitiva antes del cambio de composición del cuerpo. La privatización definitiva de Costa Salguero y Punta Carrasco a IRSA de los terrenos de Costanera Sur violan el Código Urbanístico. Larreta además pretende aprobar un proyecto escandaloso que regula las construcciones ya realizadas por los desarrolladores inmobiliarios que violan las normas vigentes de la Ciudad”. 

Al mismo tiempo que advirtió que “todas estas obras no tienen por destino resolver la crisis habitacional de la Ciudad. Al revés, la agravarán ya que su impacto será encarecer el suelo urbano y con ello dificultar más la compra y el alquiler de las viviendas. Según estimaciones de especialistas en las nuevas construcciones el metro cuadrado cotizará por arriba de los 5.000 dólares en la Costanera Sur y en 9.000 en la Norte. Son precios exorbitantes imposibles de afrontar para los trabajadores”.

A la vez que Amanda Martín (FIT) planteó que “el impacto ambiental también será muy grave. La Ciudad tiene un déficit de espacios verdes. Se estima que rondan los 7 metros cuadrados por habitante cuando las recomendaciones internacionales duplican esa cifra” y recordó que “además la construcción en la Costanera Sur será sobre un humedal, que debe ser preservado como parte del cuidado del ambiente. Otro tanto ocurre con las torres en Costanera Norte, que afectarán la circulación de los vientos”. 

“Las audiencias públicas realizadas expresaron el rechazo masivo de la población a estos negociados inmobiliarios. Repudiamos que Larreta desconozca la voluntad popular y llamamos a una movilización para el próximo jueves cuando estos proyectos quieran ser aprobados en la sesión”, sentenció.