8M
10-03-2022

Con pesar por el crecimiento de los femicidios, la Ciudad conmemoró el Día de la Mujer

La Legislatura porteña se refirió a las masivas movilizaciones que se realizaron por 8 de Marzo y pidió seguir trabajando para lograr la equidad entre géneros.

Con pesar por el crecimiento de los femicidios, la Ciudad conmemoró el Día de la Mujer - Revista Que

Mientras continúan desarrollándose actividades por el Día Internacional de la Mujer, la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires conmemoró este jueves esa fecha y volvió a repudiar la escalada de femicidios y violencia de género a lo largo de la pandemia. 

En ese sentido la oficialista Natalia Fidel (VJ) afirmó que “el martes fue una jornada en la que las mujeres mostramos que algo cambió irreversiblemente en nuestras mentes y que juntas tenemos la capacidad de cambiar la matriz de una sociedad que nos ha violentado” y destacó que “Estos avances son tan reales como el dolor que sentimos cuando nos damos cuenta que con ellos no alcanza; se nos estruja el corazón cuando vemos las cifras de los femicidios o cuando vemos que un grupo de hombres se sienten con la impunidad de violar a una chica a plena luz del día”. 

Por otra parte Laura Velasco (FdT) señaló que “este 8 de marzo me permite recordar que hace ya dos años que estoy en esta Legislatura y que me ha tocado la responsabilidad de ser la presidenta de la Comisión de Mujer e Infancia, y que hace dos años poníamos en agenda el aborto legal y luego pudimos avanzar con la interrupción voluntaria del embarazo” y precisó que “el año pasado legisladoras de distintos bloques dijimos ‘vivas nos queremos’ y pusimos en agenda el incremento de femicidios y violencia de género durante la pandemia. También dijimos que queremos que se implemente fuertemente la Ley Micaela. Todos estos temas que logramos poner en agenda necesitan también del compromiso de los varones, creo que este 8 de marzo es el momento para hacerlo”. 

A la vez que Alejandrina Barry aseveró que “el 8 de marzo volvimos a las calles y fuimos cientos de miles, mostramos la vitalidad de nuestro movimiento. Fuimos con mucha emoción pero también con mucho dolor y bronca” y detalló que “nos volvimos a juntar porque sabemos que los derechos que conseguimos hay que defenderlos, porque sabemos que lo que logramos generó simpatía pero también generó mucha reacción en contra, como suele generar con todo movimiento progresista”. 

Sobre esa misma línea, la diputada de la UCR-Evolución Patricia Vischi manifestó que “una vez más la Legislatura resalta la importancia que tiene conmemorar el Día Internacional de la Mujer, Todas las personas tienen que saber que a lo largo y ancho del país hay un vasto marco legal sobre los derechos de las mujeres y tienen como objetivo superar la cultura patriarcal, que se sostiene en la desigualdad”. 

“Sabemos que muchas de esas leyes no son suficientes si no existe un marco de políticas públicas eficientes que las acompañen. También es fundamental el accionar de la Justicia, tiene que actuar con celeridad y contundencia, sino la ecuación no nos cierra”, continuó. 

Además la liberal Rebecca Fleitas (LA) señaló que “la lucha de las mujeres tienen muchos matices pero no vamos a permitir que existan privilegios por encima de los derechos. Tenemos derechos pero no privilegios por ser mujeres. Somos conscientes desde el liberalismo que la continua promoción de políticas de género nos coloca en una situación de desventaja frente a los hombres, como si no pudiésemos competir libremente en pleno siglo XXI”.

“Las mujeres no necesitamos del Estado, eso solo ha fomentado una grieta entre hombres y mujeres. Muchas personas pueden ser exitosas, sean hombres o mujeres… a otras las va a costar más y otras fracasarán, pero es en esa libertad se celebrarán las diferencias entre individuos. Defendemos la igualdad ante la ley pero no avalamos los privilegios”, añadió. 

En tanto la socialista Jesica Barreto (PS) remarcó que “este es un día de lucha, el que mejor simboliza la batalla diaria que enfrentamos las mujeres y marchamos contra esa desigualdad que, por absurdo que parezca, nos paga un 27% menos por el mismo trabajo que hacen los hombres” y advirtió que “en un mundo en constante movimiento resulta un dato revelador pensar que 1 de cada 6 estudiantes universitarios de ingeniería y programación son mujeres, son brechas que solo se pueden explicar si revisamos los mandatos con los que bombardeamos a las nenas todos los días”.