Argentina
Jueves, 8 junio 2023
INFORME ESPECIAL
21 de mayo de 2023

La evolución del voto en blanco

La cantidad de sufragios en blanco en los diferentes comicios provinciales encendieron las luces de alarma respecto a las proyecciones nacionales, tanto en las PASO, como el las generales. ¿Se puede repetir el efecto a nivel país?

La evolución del voto en blanco - Revista Que
La evolución del voto en blanco - Revista Que
La evolución del voto en blanco - Revista Que

Los engranajes electorales se encuentran en marcha y diferentes provincias ya eligieron sus representantes. Más allá de las particularidades de cada distrito, el crecimiento del voto en blanco encendió las luces de alarma de los distritos que aún restan pasar por las urnas. ¿Se puede repetir el efecto a nivel país?, ¿a qué responde el fenómeno?.

En el resultado de las elecciones provinciales, que ya representan el 12,8% del padrón nacional  de 35.815.436 de electores habilitados (equivalente a CABA y Mendoza, sumados, ver mapa), son cinco los distritos que vieron crecer la cantidad de votos en blanco en su categoría a gobernador respecto a las elecciones de 2019. 

El fenómeno fue aún más llamativo en la provincia patagónica de Tierra del Fuego, donde la sumatoria de votos en blanco alcanzó los 22.083 sufragios que representó el 21.59%. De esta manera, este cómputo se ubicó segundo tras la cantidad de votos obtenidos por el gobernador reelecto Gustavo Melella.
 

RESULTADOS DE VOTO EN BLANCO EN ELECCIONES PROVINCIALES 2023

RÍO NEGRO

2019 Votos en blanco         5.159    1.28%

2023 Votos en blanco        27.082    6.74%

NEUQUÉN

2019 Votos en blanco         13.894    3,59%

2023 Votos en blanco         14.736    3,54 %

MISIONES

2019 Votos en blanco         28.958    3.19%

2023 Votos en blanco         29.917    3,05 %

JUJUY

2019 Votos en blanco         21.325    4.95%

2023 Votos en blanco         34.940    7,97 %

LA RIOJA

2019 Votos en blanco         19.947    8,51 %

2023 Votos en blanco         10.383    4,89 %

TIERRA DEL FUEGO

2019 Votos en blanco         7449    7.37%

2023 Votos en blanco         22.083    21.59%

SALTA

2019 Votos en blanco         21.964    3.11%

2023 Votos en blanco         41.020    5,44%

La Pampa

2019 Elecciones Generales  

Votos en blanco         11.090    5.09

2023 Elecciones  Generales  

Votos en blanco         13.005    6,53%


El desgano y el voto bronca volvieron a estar en boca de los principales analistas. Sobre este punto, Carlos Germano consideró que “hay un  grado de fatiga, de bronca, de desazón, de no poder prever un futuro. Entonces, la abstención puede crecer y se puede dar un escenario similar a nivel nacional” (Ver cuadro).
 

ELECCIONES PRESIDENCIALES

2015 Elecciones  PASO

Votos en blanco         1.216.634 (5,06 %)

2015 Elecciones  Generales  

Votos en blanco         664.740 (2,55%)

2015 Elecciones  Segunda vuelta

Votos en blanco         306.471 (1,18)

2019 Elecciones PASO

Votos en blanco          882.633 (3,41%)

2019 Elecciones Generales  

Votos en blanco         441.503 (1,60%)



Respecto al crecimiento que es sostenido en varias provincias, el analista Pablo Romá analizó que “hay un desastre en la sociedad muy grande, porque la política no viene resolviendo las demandas, y en ese sentido,  hay un rechazo”, asimismo destacó que revertirlo depende “si las fuerzas políticas logran movilizar algo de electorado o no, pero hay que tenerlo en cuenta en un análisis como una posibilidad”.

Cabe destacar, que según datos de la Dirección Nacional Electoral, la Provincia de Buenos Aires es el distrito que, por amplia diferencia, mayor cantidad de electores/as tiene. Las personas habilitadas para ejercer el voto son 12.704.518 representando un 37% del total del país. De esta manera, Buenos Aires junto con Córdoba, Santa Fe y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires representan los 4 distritos con mayor porcentaje de electores/as en todo el país, alcanzando más de un 60% entre todos.


Reflejo provincial en Nación
Otro de los puntos a tener en cuenta, más allá del fenómeno creciente del voto en blanco es el resultado de los oficialismos en las provincias que ya acudieron a las urnas. En todos los distritos con excepción de Neuquén, se impusieron los partidos gobernantes. Los resultados distritales de Salta, La Rioja La Pampa, Tierra del Fuego y Misiones, llevaron algo de alivio a la casa rosada con triunfos de candidatos peronistas y el Frente de Todos se sumó a los festejos, con la esperanza de repetir estos escenarios a nivel nacional. 

La evolución del voto en blanco
Alberto Fernández junto al gobernador reelecto de La Pampa, Sergio Ziliotto

Sin embargo, a pesar de las victorias provinciales, el escenario nacional es mucho más complejo. Politólogos y analistas coinciden que la realidad de los distritos es diferente y que los electores evalúan la coyuntura y problemáticas provinciales; y que los gobiernos locales no son pasados por el mismo tamiz de las autoridades nacionales, a quienes se achacan la responsabilidad de cuestiones macroeconómicas.  Tal es así que mandatarios buscan despegarse del cronograma nacional, hecho que está en discusión en la provincia de Buenos Aires. 

La evolución del voto en blanco


Carlos Germano
“El voto blanco realmente ha sido extraordinario”

En diálogo con La Tecla, el analista y consultor, Carlos Germano, respondió sobre el posible reflejo de las victorias oficialistas y peronistas en las provincias, como también el crecimiento del voto en blanco. Al respecto señaló: “El voto blanco, a excepción de Tierra del Fuego, realmente ha sido extraordinario. Creo que en general fue lo que históricamente viene pasando. Además veo que hay un  grado de fatiga, de bronca, de desazón, de no poder prever un futuro. Entonces, la abstención puede crecer y se puede dar un escenario similar. Al mirar a las que fueron las PASO en el 2021, que fue la elección nacional con menos concurrencia, este puede ser un escenario donde la bronca se manifieste al concurrir a votar y las primarias, me parece, que es un ámbito donde se puede dar con mayor fortaleza que la elección de octubre. 

Además recalcó: “No hay una cultura fuerte del voto blanco. Sí sucedió en el momento histórico, cuando el peronismo estaba proscrito, pero creo que hoy no es el caso, por más que el relato kirchnerista plantee eso. Así que no hay posibilidad de que pueda haber un voto blanco extraordinario como se dio el caso de Tierra del Fuego. Igual cada provincia o cada elección provincial tiene sus propias particularidades y lo que se dio en Tierra del Fuego no lo vi en ninguna otra provincia, sí vi, por ejemplo, abstenciones. Por ejemplo, en la provincia de San Juan votó el 61% del padrón electoral.  Y ese escenario de abstenciones puede potenciar en las PASO”.

Respecto a la réplica donde salieron victoriosos los oficialismos y en particular los candidatos del Frente de Todos, el analista puntualizó que “las elecciones, lo que lograron, es que los gobernadores puedan separarse de lo nacional y no se nacionalizaron esos comicios porque, se mantienen dentro de la órbita de preocupaciones de la provincia.  No se dan situaciones de nacionalización porque los electores saben perfectamente, en el tema económico que ese no es un tema de un gobernador, sino que es un tema de un presidente. Entonces me parece que la sociedad entiende bien y vota lo que tiene que votar. 


Federico González
“La gente va a ir a votar como siempre”

Al analizar el crecimiento del voto en blanco, el analista Federico González señaló: "Yo creo que es un fenómeno local, lo del voto en blanco me parece que eso es una idea que anda circulando, que la gente no va a ir a votar, que van a ir menos, que fue menos gente. A la hora de los papeles, creo que la gente va a ir a votar como siempre, es como el Mundial, el primer partido lo ven los futboleros, los últimos lo ven todo el país, y acá pasa lo mismo." 

En esta línea comentó: "Realmente la gente está en otra cosa. Está sus penurias en sus problemáticas cotidianas que tienen que ver con la política y otras con su vida, pero después cuando llegue  el momento se van a poner en modo ciudadano que tienen que votar y también de espectador que toma partido porque esto también es un espectáculo".

También destacó: "No creo que vaya a pasar algo como el 2001 con el voto bronca, porque además es una presidencial, no es una legislativa y respecto de que la gente está descreída para mí lo que sucede es que la gente está enojada y por eso lo vota a (Javier) Milei y quienes lo hagan, lo van a hacer con la esperanza de que pueda cambiar algo. Lo mismo sucederá con quien va a votar, por ejemplo, a Patricia Bullrich". 


Pablo Díaz 
“Se nota claramente el divorcio que hay entre la política y la gente”

En diálogo con La Tecla el consultor Pablo Díaz consideró que “cada elección es diferente. Las motivaciones que se generan de voto en los distintos estamentos no son las mismas, la gente cuando vota en los municipios vota por problemas de la ciudad y por los liderazgos locales y cuando votan las provincias votan también por las problemáticas provinciales y los liderazgos provinciales y a nivel nacional pasa lo mismo. A veces esos escenarios se pueden llegar a confundir y otras veces están bien diferenciadas, con lo cual las ocho elecciones que hubieron hasta ahora y las que restan no van a tener ningún tipo de incidencia en la elección nacional”. 

En esta línea puntualizó que “diferente el caso de la provincia de Buenos Aires, que es un caso típico, en donde es prácticamente la única que vota todo en la misma fecha. Justamente por estar su mayor caudal electoral concentrado en la zona del AMBA. Eso genera un ecosistema mucho más parecido al nacional, que al resto de las provincias. La Provincia de Buenos Aires sí puede estar influenciada por la elección nacional y por el clima de opinión nacional que hay. En eso se diferencia del resto de las provincias del país donde la realidad es que diferenciamos mucho lo que sucede en nuestros pagos”.

También agregó que “a nivel nacional se tiene claramente marcada la grieta entre kirchnerismo y antikirchnerismo. Ahora la novedad es que tenemos en esta elección la irrupción de los libertarios con Javier Milei que genera un escenario tripartito a nivel nacional, pero en las provincias el escenario no es el mismo, por eso las elecciones provinciales no pueden incidir en la nacional, porque ocho provincias, o sea un tercio del país, son gobernadas por partidos provinciales, donde también están presentes los amarillos y los azules, pero no inciden en la  política importante de las provincias”.

Sobre este punto ejemplificó: “En el caso de la provincia de Río Negro, está siendo gobernado por Juntos Somos Río Negro, que viene ganando elecciones desde el 2011, la provincia de Neuquén, históricamente gobernada por el Movimiento Popular Neuquino  pierde la elección pero a mano de otro partido provincial y otro dirigente provincial, no de los nacionales”. 

Respecto al voto en blanco, Díaz sostuvo: “Desde hace varias elecciones a la fecha hay una merma en la participación electoral. Cada vez vota menos gente. Eso va a la par del decrecimiento de la participación electoral y de los problemas económicos y de la falta de atención de los problemas más básicos que tiene la gente. O sea, básicamente se nota claramente el divorcio que hay entre la política y la gente”. 

“Hoy están mucho más marcado que la política está discutiendo cuestiones que tienen que ver concretamente con su ecosistema, con su vida propia, por ejemplo, discutiendo si Cristina está proscripta o no, discutiendo quién es el mejor candidato de Juntos por el Cambio y sacándose los ojos entre ellos, también discutiendo todos a ver si Milei está loco o no, si está solo o no está solo, y la gente en esas discusiones se da cuenta que la política está hablando de otra cosa totalmente diferente, porque salen a la calle y se encuentran con problemas de inseguridad, van al supermercado y se encuentra con que no le alcanza la plata para llegar a fin de mes, con lo cual se genera ahí un caldo de incertidumbre por un lado, pero también por otro lado de angustia y de enojo de la sociedad, que termina canalizando todo eso en el acto electoral a través del voto bronca a Milei. Y la otra forma de canalizarlo es no yendo a votar, es generando una apatía total y quedándose en sus casas y la pérdida de esperanza, de cambio, es muy notable en la gente. Lo mismo es un voto en blanco, esto son todas manifestaciones de la misma causa, que es justamente la frustración, el desapego con la política, el divorcio que hay entre la sociedad y la política y la bronca” subrayó el consultor.

Calle 44 Num. 372 La Plata, Buenos Aires. Argentina
+54 (0221) 4273709
Copyright 2023 Revista Qué
Todos los derechos reservados
By Serga.NET