IGUALDAD DE GéNERO
09/10
Piden incorporar el término “violencia política contra la mujer” en la legislación de la Ciudad
Se trata de una propuesta de la oficialista Natalia Fidel, con la intención de generar mecanismos para la prevención y la erradicación de la violencia contra las mujeres en la vida política.
Con la intención de evitar las desigualdades de género en la vida política, la legisladora porteña de Vamos Juntos (VJ), Natalia Fidel,  presentó en la Legislatura un proyecto que reconoce la violencia política contra las mujeres a través de la incorporación de esta noción dentro de la legislación de la Ciudad.  

La iniciativa en cuestión persigue el objetivo de generar mecanismos para la prevención y la erradicación de la violencia contra las mujeres en la vida política y eliminar toda discriminación basada en su género.

El proyecto en cuestión toma como base La Ley Modelo Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres en la Vida Política de la OEA y tiene por objeto la prevención y la erradicación de la violencia contra las mujeres en la vida política con el fin de asegurar el pleno ejercicio de sus derechos políticos en condiciones de igualdad y eliminar toda discriminación basada en su género. 

Con ese fin incorpora el concepto de violencia política vigente en la legislación nacional en la legislación de la Ciudad, es así que debe entenderse por “violencia contra las mujeres en la vida política” cualquier conducta, por acción u omisión, realizada de forma directa o a través de terceros que, basada en su género, tenga por objeto o por resultado menoscabar, anular, impedir, obstaculizar o restringir la participación política de la mujer o el derecho a participar en los asuntos públicos y políticos en condiciones de igualdad con los varones". 

A la vez, solicita que el Poder Ejecutivo que diseñe un protocolo interno con el fin de sancionar y erradicar la violencia política hacia las mujeres; que incorpore un componente específico que aborde la violencia contra las mujeres en la vida política, en el marco de las políticas de género y violencia contra las mujeres y/o de igualdad de oportunidades que implemente; que incorpore la violencia contra las mujeres en la vida política en los protocolos de atención de violencia contra las mujeres; que desarrolle acciones para la investigación y recopilación de estadísticas sobre las causas, consecuencias y frecuencia de la violencia contra las mujeres en la vida política; entre otras cuestiones. 

Al respecto de la iniciativa, Fidel planteó que “es un problema que viene creciendo de la mano al mayor acceso de las mujeres a espacios de poder. Es importante visibilizar y actuar contra este tipo de violencia que todavía no es reconocida tan ampliamente como otras formas” y recordó que “hay un estudio realizado por el Equipo Latinoamericano de Justicia y Género, ELA, entre legisladoras y diputadas de Argentina encontró que 8 de cada 10 encuestadas afirmaron haber vivido situaciones de violencia de género a lo largo de sus carreras políticas”. 

Respecto a este punto, la Declaración sobre la Violencia y el Acoso Político contra las Mujeres realizada en 2015 por el Mecanismo de Seguimiento de la Convención de Belém do Pará ha sido enfática sobre el hecho de que la mayor participación política de las mujeres ha intensificado las formas de violencia contra ellas. En esa línea, un estudio realizado por la Unión InterParlamentaria en todo el mundo encontró que el 82% de mujeres parlamentarias había experimentado violencia psicológica; el 67% había sido blanco de insultos sexistas; el 44% había sufrido amenazas de muerte, violación, palizas o secuestro; el 20% habían sido víctimas de acoso sexual, y otro 20% de violencia física en el cargo.