POLEMICO PROYECTO
02-06-2022

Pese a la resistencia opositora, JxC aprobó la “Ley Farmacity”

El proyecto oficialista sobre “Integración Productiva e Impulso al Trabajo en Barrios Populares” fue sancionado con 33 votos a favor, 20 en contra y 4 abstenciones. Permitirá la instalación de grandes cadenas comerciales, lo que podría afectar a los pequeños comercios.

Pese a la resistencia opositora, JxC aprobó la “Ley Farmacity” - Revista Que

Con una fuerte movilización en las inmediaciones de la Legislatura porteña y con críticas de la oposición, el oficialismo local aprobó con 33 votos positivos, 20 negativos y 4 abstenciones una ley que impulsó el jefe de Gobierno de la Ciudad, Horacio Rodríguez Larreta, y que prevé la creación de un distrito de “Integración Productiva e Impulso al Trabajo en Barrios Populares”. 

El mismo propone el otorgamiento de "beneficios impositivos e incentivos a quienes realicen inversiones destinadas al desarrollo de espacios para la realización de las actividades" diversas. A tal efecto, se creará el "Distrito de Integración Productiva e Impulso al Trabajo en Barrios Populares de la CABA", que estará integrado por 48 barriadas reconocidas legalmente.

Los beneficiarios podrán ser personas humanas inscriptas en el Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes de la Administración Federal de Ingresos Públicos a partir de la categoría E; personas responsables inscriptas ante la AFIP; personas jurídicas y uniones transitorias de empresas.

Al momento del debate en el recinto, la presidenta de la Comisión de Desarrollo Económico, Gimena Villafruela (VJ) señaló que “esta Ley no debe analizarse como una política pública aislada sino como la continuación de un camino y un plan concreto que viene impulsando el Poder Ejecutivo desde hace muchos años y que tiene que ver con la reurbanización e integración socio urbana de los barrios populares de la Ciudad”.

“La radicación de empresas privadas en los barrios populares viene a fomentar la integración económica y principalmente la generación de empleo, lo cual representará sin lugar a dudas un aumento significativo de las fuentes de trabajo, y también una mayor oferta de bienes y servicios que incluso atraerá nuevos consumidores a los barrios”, agregó la oficialista. 

En relación a este proyecto, Claudia Neira (FdT) advirtió que “esta es una ley que perjudica a los comercios de los cuatro barrios que contempla porque lo que establece es un beneficio impositivo que impacta de forma desigual depende de quien lo utilice. ¿Cuánto puede descontar de IIBB un monotributista o una PyME? No van a poder descontar casi nada, pero si hablamos de una gran empresa va a poder descontar muchísimo y van a poder descontar el alquiler que, en la mayoría de los casos, es concesionado por el Estado” y consideró que “es una competencia desleal porque se les da beneficios a grandes empresas y que vengan a invertir gratis, porque después lo descuentan de los impuestos. No tenemos más nada que discutir después de esto”.

Mientras que la legisladora del FIT Alejandrina Barry lanzó: “¿Es un chiste? ¿Hay muchos vecinos que tengan plata para invertir? Si ni el Gobierno de la Ciudad ni el de la Nación hacen algo para terminar con el problema de la pobreza que está en crecimiento. ¿Y si en vez de esta ley buscamos ayudar a las cooperativas? El proyecto también habla de que se promueven la instalación de clínicas cuando a los barrios ni siquiera se les garantiza el acceso a la salud pública. ¿No es esto una provocación?”.